Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru) VqvGDdq
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru) G1fRczD
¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


Hubieron 29 usuarios en línea en la fecha Sáb 13 Mayo 2017 - 5:21


Lucy
Admin

Azael
Admin

Astrid
Mod

HAWK-SAMA
MASTER

HAWK-SAMA
MASTER

HAWK-SAMA
MASTER
El foro de Nanatsu no Taizai World se reserva todos los derechos sobre las tramas creadas por la administración; el skin ha sido obtenido de Hitskin y modificado para el uso del foro, al igual que las imágenes, los créditos son otorgados a sus respectivos autores. Todas las tablas son creación propia de Azael. Queda prohibido el uso o replica de contenido de Nanatsu no World sin la previa autorización de los fundadores. Di no al plagio.
Hermanos
El secreto de Gambrinus
Afiliados Élite
Crear foro
© TAIZAI NO MASTER

Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru)

Ir abajo

Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru) Empty Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru)

Mensaje por Shae el Dom 22 Sep 2019 - 17:20

La mayoría de las personas tienen una creencia religiosa, y en el pueblo de Dalmary no habían excepciones, quizás no eran unos devotos abnegados pero por lo menos, las misas solían ser concurridas. La principal (y posiblemente única) iglesia se hallaba en el corazón del pueblo; los cultos eran llevados a cabo todos los días, pero especialmente, en las misas dominicales, el poblado se tornaba muy tranquilo, callado y hasta solitario.

Un domingo por la tarde, Mary Shelley, visitaba Dalmary, era un poblado que estaba de paso en su interminable camino y descansar allí, fue una buena idea para ella. Aunque, al poner un pie dentro, los problemas comenzaron y de descanso no tendría nada.

Todo comenzó cuando a su vista se cruzaron un par de mamarrachos que bucaban pleito a fueras de una tienda, ya que, el dueño se negaba a venderles, pues según su creencia ese día era de reposo. Como los tipejos se estaban poniendo agresivos con el señor ya en senectud, Mary Shelley, intervino para proteger al anciano. Los unicornios eran bestias muy fuertes, llegando a superar a bestias más grandes físicamente, inclusive. La fisonomia delicada y frágil de una chica delgada era mera apariencia en Shelley, porque en su interior escondía una sobrehumana fuerza bruta, por ende, les dio una paliza a esos vándalos, sin llegar a dejarlos inconscientes, pero, lejos de pedir disculpas, se marcharon exclamando vulgaridades y jurando venganza.

Mientras, la unicornio auxuliaba al señor, los hombres aquellos fueron a parar a la iglesia para cobrarse la supuesta ofensa.

En el horario vespertino, cuando los rayos del sol eran de tonos cálidos, los feligreces, estaban en medio del Novus Orden Missae sin imaginarse que un siniestro empezaba a cobrar vida y que sin duda podría terminar con las suyas. En poco tiempo, la pequeña ciudad ubicada al noroeste de Baste Dungeon clamaba por ayuda y tal vez, sus plegarias fueron escuchadas porque dos heroes anónimos los salvarían.
Shae
Shae


Mensajes : 41

Volver arriba Ir abajo

Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru) Empty Re: Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru)

Mensaje por Anheru el Lun 23 Sep 2019 - 8:59

El joven pelidorado seguía su interminable viaje luego de hacer una pequeña parada en Danafor, parada que terminó por ser una muy cálida y divertida puesto a que sé había topado con alguién muy carismático que le había brindado un buen encuentro en la ciudad real, aunque, ya hacía un tiempo atrás de eso y ya era hora de pasar a tomar un nuevo descanso.

Su parada esta vez fue en el reino de Camelot, en un pueblo llamado Dalmary, el cual, a primera instancias sé veía muy tranquilo, Anheru iba en su caminata mientras que apreciaba las construcciones de dicho lugar, un pueblo muy bonito y relajante a su parecer, el sol emanaba un cálido brillo el cual no le molestaba en absoluto y le hacía sentirse bien...

La cosa cambió al poco tiempo en su caminar, puesto a que pudo escuchar una revuelta en el pueblo a lo que instintivamente sin darse cuenta, ya estaba corriendo para llegar a dicho lugar a echar un vistazo de lo que pasaba, al llegar el sitio sólo pudo quedarse asombrado viendo como una joven les daba una paliza a lo que parecían ser unos malhechores de lo más bajo, quienes luego de haber recibido su merecido, no hicieron más que correr con el rabo entre las patas mientras de su sucia boca no salían más que malas palabras y vulgaridades hacía la joven que allí sé encontraba.

El Joven sé apresuró en acercarse a donde estaba la chica, quien había corrido a auxiliar a la víctima, parecía ser el dueño de una tienda, la joven le ayudó a ponerse en píe al dueño mientras que el pelidorado sé posó justo a un lado de ellos tratando de ayudar ante la situación expuesta -¿Sé encuentran bien?- Preguntó Anheru mientras miraba con seriedad al sitio al que habían ido los malhechores luego de hacer de las suyas...

Todo parecía haberse calmado luego de que hubieran recibido su merecido esos tipejos, pero la cosa no acababa ahí, ya que poco tiempo después sé pudieron escuchar gritos de personas pidiendo auxilio, sé podía oír a varias personas, no cabía duda, debía tratarse de los habitantes del pueblo y provenían del lugar hacía donde habían ido los tipos de antes, el pelidorado impulsivamente sé preparó a ir a dicho lugar -Discúlpenme, lo mejor será que sé queden aquí, ya que probablemente sea lo más seguro- Y en un abrir y cerrar de ojos corrió hasta el lugar de los hechos.

No tardó mucho en llegar al sitio de donde provenían los gritos de auxilio, al llegar al lugar sé trataba de una iglesia, tal parece que la mayoría de los habitantes sé encontraban reunidos en ese lugar y al ver más detenidamente pudo ver como uno de los tipejos que anteriormente había recibido su merecido, procedía a entrar al templo. El pelidorado comenzó a trazar un plan para entrar al lugar sin que hubiera perdidas, para él sería fácil entrar de frente, pero no sabía que consecuencias podía traer a los habitantes ahí encerrados y al pensar en eso decidió idear un plan distinto para entrar al lugar.


Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru) 822f89a0c54d32b8f7d96cb3812ab03af6b93527_hq

Soy apodado por muchos como "El Fuego que brilla por un nuevo mañana" o "El viento que sopla por un mejor futuro"  aquel que trae luz y calidez al corazón humano y al mismo tiempo soy el tornado de fuego que guiará a las almas consumidas por la maldad al purgatorio
Anheru
Anheru


Mensajes : 54

Volver arriba Ir abajo

Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru) Empty Re: Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru)

Mensaje por Shae el Miér 25 Sep 2019 - 19:18

Un hombre joven se aproximó hacia el anciano y Shelley. Mary Shelley, no desconfió de aquel rubio apuesto que se había acercado de pronto, ya que, mostró preocupación y estaba siendo muy atento por el afectado, incluso con ella. Le agradó a Shelley que éste muchacho tuviese buenas intenciones, porque no siempre se encontraba con personas buena gente. Las personas que brindaban ayuda sin esperar recibir algo a cambio, con el fin de cuidar a otros, era contada.

La pelirroja sonrió al joven y asintió con la cabeza en respuesta a la pregunta, si bien, ahora todo estaba en calma, excepto por el anciano paniqueado que, repetía una y otra vez que llegaría tarde a misa.

—Ahora todo está bien, el señor aquí presente, iba a ser atacado por dos rufianes, pero afortunadamente, yo pasaba en el lugar y momento indicado para poder auxiliarle —explicó Shelley al rubio, que posiblemente ya se había percatado de todo.

Ciertamente el joven era muy perceptivo, pues fue el único que visualizó la ruta de escape de los atacantes. Mary Shelley, había sido muy compasiva con esos tontos porque ingenua creyó no harían más daño. Muy equivocada estaba y después de ver lo que ocasionarían, se sentiría muy culpable por dejarlos ir tan fácil.

—El señor quiere ir a su congregación, pero a penas puede caminar, su bastón lo rompieron esos granujas, ¿sabes dónde está la iglesia? Él, aún está un poco pasmado por lo que pasó y solo habla de llegar a tiempo, así que, lo llevaré yo misma, solo que no me dice dónde es —Se dirigía nuevamente al rubio, pensando que era un lugareño.

Sin embargo, antes de escuchar una respuesta, gritos desesperados fueron un llamado de atención para todos, fue hasta entonces que, el anciano dijo muy asustado que el escándalo provenía de la iglesia. El rubio salió corriendo en aquella dirección y lejos de hacerle caso, Mary Shelley, se fue apresurada detrás de él. No se iba a quedar inerte ante alguna emergencia.

—Son ellos, otra vez —dijo sorprendida al llegar al sitio, deteniéndose justo al lado del hombre rubio y de apoco fue tornándose muy furiosa tras ver a aquellos dos tipejos asaltar la iglesia.

En ese estado solía ser impulsiva, pero se tomó unos segundos para tratar de pensar en su siguiente acción procurando no mostrar sus facciones de bestia por estar tan enojada. Shelley, miró de soslayo al serafín, lo olfateó desde su lugar en un intento por identificar su raza porque olor a humano no tenía.

Esos dos maleantes no eran humanos comunes y corrientes, se trataban de híbridos, por lo que, saber (a medias) que el rubio a su lado no era humano le traía cierto alivio, puesto que, los humanos solían ser muy frágiles de ser civiles sin hablidades de combate.

—Iré a darles su merecido —dijo decidida, dando un paso por delante. No iba a perder más el tiempo.

No lo pensaría demasiado, atacaría el problema de frente. Además, antes ese par no le supuso ningún problema, pero mejor que, Anheru la detuviese antes de que ella coaccionara a esos tipos a actuar más rápido.


Última edición por Shae el Mar 1 Oct 2019 - 15:04, editado 1 vez
Shae
Shae


Mensajes : 41

Volver arriba Ir abajo

Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru) Empty Re: Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru)

Mensaje por Anheru el Lun 30 Sep 2019 - 13:51

Una vez llegado al sitio, Anheru no hacía más que visualizar por que lugar irrumpir en la iglesia, al mismo tiempo pasó por su mente el hecho de que la bella joven de cabellos rosados le había hablado, pero éste impulsivamente terminó por salir corriendo antes de dar una respuesta, definitivamente al acabar con esto, debía ir a disculparse por haber sálido corriendo de forma tan repentina..

Le había dicho tanto a la joven como al anciano que sé quedarán en el pueblo, puesto a que en ese momento era el lugar más seguro, pero tal parece que la pelirosa había hecho caso omiso a su sugerencia, ya que no tardó mucho en llegar al lugar de los hechos.

Anheru recordó la paliza que la joven le había propiciado a los tipejos esos fácilmente con anterioridad, había barrido el piso con ellos, lo cuál Anheru no pudo evitar pensar en que su llegada sería una buena oportunidad de entrar.... Anheru, siendo tan perceptivo pudo notar como la joven le miraba de reojo, no parecía desconfiar de él, pero parecía tratar de descifrarlo, bueno, en definitiva el no era alguien completamente normal, pero por en su mente no pudo evitar pensar en que ella, tampoco lo era, ya que bajo esa apariencia de una joven hermosamente a la vista, sé ocultaba alguien con gran fuerza, no cualquiera podía barrer el piso con unos tipejos de mala maña como esos.

Poco luego de haber pensado en como entrar, sé acercó a la joven, quien furiosa parecía estar preparada para entrar al lugar, de forma impulsiva tal cual como hubiese hecho Anheru de no haberse detenido a pensar..... -También pensé en entrar de forma impulsiva, pero sí te detienes a pensar, no podemos saber que podría pasarle a los ciudadanos sí hacemos eso- Dijo mientras ponía su mano sobre el hombro de la joven, sí, en esta situación no es como que pudiesen entrar de frente y decir "Hola, venimos a patearles el trasero" no, debían pensar de mejor forma...

-Las personas que están allí necesitan de nuestra ayuda, y de no haber rehénes para mí sería fácil el entrar y tratar de acabar con ellos, pero la situación no me lo permite- Sé detuvo un poco mientras suspiró -Pero ya contigo cambia un poco el tablero y las fichas a mover, la forma en que barriste el piso con ellos, estoy seguro de que eres suficientemente capaz de defenderte de ellos- Dijo mientras su mirada sé encontraba con el de la joven, estaba seguro en su plan, ambos podían hacerlo de una forma fácil y sin bajas, o al menos, eso esperaba.

-Solicitaré tu ayuda y ya luego me disculparé por haber salido corriendo, mientras que me hablabas, no era mi intención el dejarte con palabras en la boca- Miró detenidamente la iglesía mientras que apuntaba con su dedo al techo -Verás, lo que sé me ocurrió es entrar a la fuerza rompiendo el techo y neutralizar a esos bandidos, pero necesitaré una pequeña distracción- Dijo mientras volvía a mirar a la joven -Ahí es donde entras tú, ¿crees que puedas entrar por la puerta principal y distraerlos un poco?- No dudaba en que ella accedería a ayudarle, no era un plan que le gustara mucho puesto a que sí algo salía mal podría resultar herida ella o los civiles, sí esto último sé veía próximo a suceder el pelidorado no dudaría en omitir el plan y barrer con los bandidos antes de que hiciesen algo, pero, confiaba en la fuerza de la joven, ya que fue capaz de acabar con los tipos que trataban de molestar a aquel anciano en el pueblo, pero no sabía sí los bandidos que sé encontraban con esos tipos representaban un problema mayor....Sí la cosa salía bien y resultaban ser la misma basura que los que la joven venció con anterioridad, el plan saldría con resultados favorables con más fácilidad.


Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru) 822f89a0c54d32b8f7d96cb3812ab03af6b93527_hq

Soy apodado por muchos como "El Fuego que brilla por un nuevo mañana" o "El viento que sopla por un mejor futuro"  aquel que trae luz y calidez al corazón humano y al mismo tiempo soy el tornado de fuego que guiará a las almas consumidas por la maldad al purgatorio
Anheru
Anheru


Mensajes : 54

Volver arriba Ir abajo

Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru) Empty Re: Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru)

Mensaje por Shae el Mar 1 Oct 2019 - 15:05

Anheru estaba concentrado, su cara era impávida y analítica, lo contrario a la unicornio. El rubio pensaba callado, Shelley, hubiese preferido lo hiciera en voz alta, él, había sido rápido en acudir pero estaba siendo lento para actuar y la unicornio empezaba a tener ansiedad.

Las manos de Mary Shelley estaban hechas puños, su entrecejo fruncido y casi empezaba a gruñir cuando el suave toque en su hombro de parte del serafín, la detuvo de arremeter contra el enemigo, fue entonces que, se dio cuenta de su imprudencia y respiró profundo con el afán de guardar la calma.

—Están gritando muy fuerte, deben estar siendo amenazados o peor, ¡Tenemos que ayudarlos ya! No me estoy dando el tiempo de pensar por eso, hagamos algo antes de que empeore la situación —dijo Mary al rubio, mientras le sostenía la mirada— no estoy cualificada para negociar, no es cómo si les pudiera ofrecer algo, ni quiero.

Podría ofrecerles no atacarlos pero definitivamente quería golpearlos. La violencia no era la respuesta a los problemas pero no olvidemos que Mary era una bestia justiciera.

—Confía en mí, yo, confiaré en ti. Seamos un equipo. —Su voz fue suave pero estuvo muy segura al decirlo.

Anheru reconoció su fuerza, no la subestimó por ser una chica, por eso, Mary, le brindó su atención. El plan del joven sonaba descabellado solo por la parte de hacer pedazos el techo, pero bien podría resultar la idea, así que, Shelley, asintió con la cabeza dando su aprobación.

—Los distraeré el tiempo suficiente para que puedas hacer tu entrada —dijo Shelley, después yéndose a la puerta principal del edificio.

—¡Secen sus actos egoístas, bárbaros idiotas! —Les gritó desde el marco de la entrada a aquellos asaltantes.

Uno de los tipos amenazó con degollar al cura, Mary se espantó pero no lo demostró sino que reaccionó seria. El otro de ellos rompía veladoras, tirándolas por todas direcciones; al ser envases de vidrio, se quebraban en pedazos al chocar contra el suelo, paredes y demás muebles. El mantel de la mesa del vino se estaba incendiando, propagando el fuego a cortinajes que comenzaban a arder una tras otra.

El tipo que destruía la iglesia, mermó su actividad terrorista solo para ir a violentar a Mary, se demostraba altivo, porque suponía que la chica no haría nada con tal de que el otro no lastimara al sacerdote, por eso, le soltó una bofetada pero ella se lo impidió, sin embargo, el alarido del cura le impidió seguir defendiéndose, fue entonces que el tipo la cogió del cuello para estrangularla y Mary no hizo nada para detenerlo, solo para que el otro no dañara al sacerdote.

El rubio estaba por entrar, era lo único que pensaba la unicornio. Debía aguantar un poco más. Solo que la estructura tal vez no aguantaría porque las llamas avanzaban veloz, propagandose para consumir todo lo que había alrededor.
Shae
Shae


Mensajes : 41

Volver arriba Ir abajo

Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru) Empty Re: Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru)

Mensaje por Anheru el Mar 1 Oct 2019 - 18:06

Luego de ver que tenía la confianza de la joven, no pudo evitar sentirse aliviado puesto a que el plan comenzaría a dar marcha, los gritos comenzaban a propagarse dentro del templo y esa era la señal para realizar su entrada -Te lo encargo...- Dijo Anheru a la joven que decidida iba a por la puerta principal para crear una distracción.

Una vez posada frente a la puerta, el joven comenzó a canalizar la luz del sol, el cual mantenía un potente brillo, dos pares de alas salieron de su espalda y su ropaje cambió drásticamente a un estililo griego antiguo, la parte de arriba de su ropaje estaba casi descubierta, mostrando así unas marcas que sé esparcian por todo su cuerpo, estas con forma de sol y brillaban con una potente luz, la extración de la luz había comenzado, Anheru estaba decidido.

El rubio batió sus alas y voló hasta encontrarse en el techo de la iglesia, la joven también había ya entrado al lugar y ya sé encontraba creando la distracción, Anheru siguió extrayendo la suficiente luz y sé preparó para el asalto a la iglesia, pudo escuchar otros gritos que venían de adentro, ya era hora de entrar.

Extendió sus alas nuevamente y alzó vuelo hacía lo alto, una vez estando a una altura suficiente -Aquí vamos...- sé fue en picada hacía el techo del lugar, arremetiendo contra este y entrando al lugar, el sacerdote estaba oprimido por uno de los sujetos, Anheru aumentó su velocidad y sé dirigió rápidamente hasta allí a gran velocidad, el tipejo no pudo realizar un movimiento a tiempo puesto a que su atención sé había dirigino entre la joven que había entrado por la puerta principal y el rubio que había destrozado el techo, su puño impactó de lleno en la cara de aquel tipo dejándole inconsciente al instante.

Llamas sé propagaban por el lugar y sí así seguía sería muy malo para los rehénes de allí, pensó en eso hasta que miró hasta la puerta principal y otro de los malhechores estaba estrangulando a la joven de cabellos rosados, sin mirar atrás impulsivamente sé dirigió hacía el lugar con sus alas dándole un poco más de impulso a su desplace -Esa no es forma de tratar a una dama, patán- Una fuerte patada impactó por uno de los costados del tipo, haciendo que este soltara a la joven -Lo hiciste bien, disculpa el haberte hecho pasar por eso último, hubiera preferido que las cosas resultaran de otra forma, para que no te pusieran las manos encima- Ayudó a la joven a estar en píe mientras recobraba el aliento y extendió una de sus manos -Un último favor, trataré de consumir el fuego, no sé sí sea capaz de desaparecerlo por completo, pero haré el intento, mientras las llamas están mermadas, ayuda a escapar a las personas y escapen de aquí- Las llamas que sé habían propagado con gran velocidad ya azotaban la puerta principal, el rubio utilizando su naturaleza mágica comenzó a mermar el fuego con sus poderes, haciendo que este sé concentrara en la palma de su mano -Así que sí funciona, todos, ¡Escapen ahora!- Dijo el rubio mientras mantenía las llamas a raya, evitando que estas sé propagaran más -Con todo lo que me has mostrado con anteriorioridad, confío plenamente en ti, sé que podrás sacar a todas estas personas bien de aquí y guiarlas a un lugar seguro- Dijo el rubio mostrando una gran sonrisa que sólo reflejaba calidez.


Última edición por Anheru el Vie 4 Oct 2019 - 12:27, editado 1 vez


Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru) 822f89a0c54d32b8f7d96cb3812ab03af6b93527_hq

Soy apodado por muchos como "El Fuego que brilla por un nuevo mañana" o "El viento que sopla por un mejor futuro"  aquel que trae luz y calidez al corazón humano y al mismo tiempo soy el tornado de fuego que guiará a las almas consumidas por la maldad al purgatorio
Anheru
Anheru


Mensajes : 54

Volver arriba Ir abajo

Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru) Empty Re: Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru)

Mensaje por Shae el Jue 3 Oct 2019 - 23:14

Cierta gente no contaba con el ánimo para pensar, sentir o actuar en pos de la paz, tal era el caso de estos barbajanes con gran desdén por las personas y que parecían disfrutar lastimar a otros. Mary Shelley podía ver la expresión psicópata del hombre que estaba apretando su cuello, a falta de aire, su estabilidad fue menguando y sus ojos se iban cerrando, pero antes de pasar al apunto del desmayo, Anheru, hizo su entrada. Shelley solo pudo escuchar la losa desmoronarse y unos cuantos golpes, incluyendo de cuando ella cayó en el piso. Se trataba de Anheru yendo a su rescate y es que solo por él pudo respirar otra vez.

Anteriormente, Anheru le hizo una promesa de disculpas a Mary Shelley de cuando no le respondió y salió corriendo y ahora, el rubio, se disculpaba por algo en dónde no tenía la culpa, de hecho, Mary Shelley, no le culpaba de nada, valga la redundancia, ni siquiera de la primera vez. Al contrario estaba agradecida con él por no faltar a su palabra y aparecer en el acto cómo un Ángel salvador.

—Estaré bien. Llegaste justo a tiempo —dijo en un hilo de voz, recuperando su tono normal para el final de la frase.

La pelirroja, se apoyó del brazo de Anheru para levantarse, éste, amablemente se lo había extendido en ayuda pero, le agradó más que, no la considerase una damisela en apuros pues le estaba confiando la evacuación de los feligreces, mientras que, él, intentaba extinguir el fuego.

Shelley, se apresuró a encaminar a las personas para reunirlas en un solo punto cerca de la puerta principal que ya estaba en vuelta en llamas, bloqueando así su salida. La chica de ojos bicolor volteó a ver a su rubio compañero de rescate, luego se dirigió a las personas que posiblemente se volverían locas por la histeria.

—No griten, no corran, no empujen. Procuren guardar la calma —dijo lo más claro que pudo aquellas reglas de casos de emergencia. Fue un poco autoritaria en el sentido que debía hacerse escuchar.

Afortunadamente, la técnica que utilizó Anheru dio resultado y pudieron salir de la iglesia sin ningún percance. Solo faltaban en evacuar, Anheru y esos dos patanes inconscientes en el doble sentido de la palabra. Lo último que Shelley pudo divisar del rubio fue su cálida sonrisa mientras proyectaba una luz brillante. Definitivamente, se trataba de una buena persona.
Shae
Shae


Mensajes : 41

Volver arriba Ir abajo

Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru) Empty Re: Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru)

Mensaje por Anheru el Dom 6 Oct 2019 - 12:34

Una vez evacuados todos los rehénes del lugar, el joven sólo pudo soltar un suspiro de alivio, ya lo más importante estaba hecho, lo cual era rescatar a aquellas personas, ahora sólo quedaba el desaparecer las llamas que azotaban con el lugar, aunque el rubio, ya sé encontraba en esto.

En su mano pudo canalizar el fuego conviertiéndose este en una bola de fuego que parecía calmada estando posada en la mano del rubio, pero él con su magia sólo podía canalizarla y expulsarla nuevamente, así que le tocaba pensar en como hacer para deshacerse del fuego por completo sin provocar otro incendio aún peor...

El joven miró a los pátanes que habían ocasionado todo aquel problema y en su mente, no pudo evitar el pensar en arrojar las llamas de vuelta hacía ellos, para que supieran el temor que vivieron los habitantes del pueblo por culpa de ellos, quienes en su forma egoísta de pensar, habían metido en un gran apuro a los pueblerinos sin pensar en lo que podría pasar, eran unos tipos de lo peor, aunque sé estaba dejando llevar un poco por otras cosas y debía tomar una decisión rápido, no podía darse el lujo de perder el control y debía pensar friamente en todo sentido.

Desvió su mirada de aquellos rufianes y la fijó hacía el techo del templo que había quedado destrozado por su entrada, sus alas fueron extendida y emprendió vuelo saliendo este por aquel hoyo que había dejado anteriormente y alzando vuelo hacía una altura aceptable para expulsar aquellas llamas, para que estas sé desvanecieran en el cielo -Creo que aquí está bien- sé detuvo y dirigió su mano hacía arriba dándole moldeando aquel fuego que había extraído de la iglesia -Aciende al cielo y  desaparece.. Hell Dragon- Dijo en voz baja y las llamas, las cuales tomaron la forma de un dragon ardiente fueron dirigidas hacía el cielo, subiendo aún más arriba y por último, exparciéndose este sin más, dejando un estallido que visto desde otro punto, era algo parecido a unos fuegos artificiales.

Descendió y paró nuevamente dentro del templo y con su mirada trató de encontrar a aquellos pátanes que habían ocasionado todo, pero al llegar ahí ya no estaban. Todo indicaba que sus cómplices sé habían ocultado bien dentro del lugar y habían pasado desapercibidos, llevandose en el momento de descuido a ambos, de cierta forma habían ganado, pero el haberlos dejado escapar de cierta forma, no les daba una victoria a los buenos por completo.

La mente del rubio comenzaba a ser inundada por múltiples pensamientos, pero logró calmar su mente y pensó en lo bueno, aquellos sujetos no volverían a meter sus narices por aquel pueblo ni intentarían dañar nuevamente a los habitantes de allí, eso era seguro, luego de las palizas que habían recibido por la pelirosa y el rubio, no les quedarían ganas de hacer más daño, o al menos, no hacer más daño en ese lugar y sí lo hicieran, lo pensarían muchas veces antes de dar un paso.

El rubio salió por la puerta principal mientras que su apariencia cambiaba nuevamente, tomando este, su forma normal, las marcas de su cuerpo fueron perdiendo su brillo hasta que desaparecieron y sus vestimentas cambiaron a las habituales, ya no portaba aquellas prendas que le hacían parecer una especie de Dios griego y su vestimenta sé tornó en una normal, como la de cualquier otro civil, su cabello sé recogió por sí mismo, viéndose este más corto y mientras visualizaba hacía el frente para encontrar a la pelirosa y a los rehénes que habían sido rescatados, soltó una leve sonrisa y exclamó -Ya están a salvo todos, lamento que hayan pasado por todo ese infierno, cuando sólo seguían su rutina del día a día- Sé acercó al lugar en donde estaban los presentes y sé dirigió a la pelirosa -Lo hiciste bien, fue un placer el haber colaborado contigo para lograr esto, sin ti hubiera sido mucho más difícil- Dijo mientras le miraba a los ojos de la pelirosa y cerraba los suyos inclinando su cabeza solo un poco hacía un lado -A todo esto....No me he presentado, mi nombre es Anheru- Dijo para no parecer alguien sin modales y descortés ante la joven.


Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru) 822f89a0c54d32b8f7d96cb3812ab03af6b93527_hq

Soy apodado por muchos como "El Fuego que brilla por un nuevo mañana" o "El viento que sopla por un mejor futuro"  aquel que trae luz y calidez al corazón humano y al mismo tiempo soy el tornado de fuego que guiará a las almas consumidas por la maldad al purgatorio
Anheru
Anheru


Mensajes : 54

Volver arriba Ir abajo

Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru) Empty Re: Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru)

Mensaje por Shae el Lun 7 Oct 2019 - 23:51

Un magnifico dragón fue desplegado en los cielos, se trataba del rubio que sacaba las llamas extraídas de la iglesia, que ahora se transformaban en chispeantes partículas de fuego. Pero, ese chico que parecía ser un ángel escondió sus preciosas alas, para unirse a Mary Shelley una vez más. El unicornio, estaba fuera del edificio junto a las demás personas, todos aliviados por ver al joven sano y salvo.

—Anheru, gracias. Mi nombre es Mary Shelley, fue un honor para mí haberte ayudado, realmente, tú, te llevaste la parte más difícil. Eres un héroe, nos salvaste —dijo Mary, sonriendole al joven rubio.

Se incluía entre los socorridos, de hecho, se tentó las marcas en su cuello con la yema de sus dedos de la mano diestra, allí dónde el asaltante la había tomado para estrangularla.

Entonces, los feligreses con entusiasmo insistieron en llevar a los dos a su reunión post-misa, dónde habrían de disfrutar un refrigerio dominical, estaban agradecidos con ambos forasteros e invitarlos a comer era lo mínimo que podían ofrecerles para dar las gracias. Mary, miró a Anheru, haciéndole un ademán con la cabeza, para decirle que se unieran a aquellas personas en el almuerzo. Se encogió de hombros, es decir, no podía decir que no a todas esas peticiones tan amables.

—¿Te nos unirás, Anheru? Vamos, hablemos un poco más —ahora fue el turno de Shelley en insistirle al rubio. Esperaba que dijera sí y pudieran compartir más tiempo con él y así conocerlo.
Shae
Shae


Mensajes : 41

Volver arriba Ir abajo

Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru) Empty Re: Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru)

Mensaje por Anheru el Jue 10 Oct 2019 - 20:16

La joven de cabellos rosa junto a los habitantes del lugar mostraban su alivio, al estar fuera de peligro y ver que el rubio salió bien de aquella cruzada... Aquella joven sé dirigía al rubio, agradeciendo y haciendo que este se mostrara un poco apenado por su forma de ver la situación, fortando su cabello con su mano derecha se dirigió a la joven -Jaja, no digas las cosas de tal forma, no me considero tal cosa como un héroe...- Sí, el rubio no creía aquello puesto a que los héroes son llamados así, debido a su capacidad para proteger a todos y lograr grandes hazañas sin parar, mientras que a sus ojos, él sólo había participado en un plan, que no salió del todo bien y que había sido impuesto por él mismo.

Su expresión sé torno seria al mirar el cuello de Mary, quien sé había presentado a él al agradecerle por lo que había logrado, dirigió su mano y acarició levemente las marcas que habían quedado en el cuello de Mary -De haber sido un héroe, esto no te habría pasado, tú fuiste quien cargó con lo más dificil en esta revuelta a mi parecer...- Miró a los ojos de la joven, mostrando una leve expresión de tristeza en su rostro, lamentandose por no haber aprendido aquella técnica de curación que era enseñada en su clan, con ella, habría podido quitar aquellas marcas que probablemente dolían en Mary, su mano sé movió levemente del cuello a la mejilla de la joven, mientras que decía -Eres alguien muy valiente, Mary Shelley, alguien que realmente es una heroína y eres quien realmente debe llevarse el crédito por esta hazaña, eres una heroína en todos los aspectos- sonrió y removió su mano de la mejilla de la joven, llevando sus dos manos a su bolsillo, preparándose para seguir su camino...

Su acción sería pausada debido a los habitantes de aquel pueblo, quienes invitaban a los que para ellos, eran sus salvadores, a compartir en su reunión habitual luego de asistir a misa, Anheru hizo una leve sonrisa y estaba por disculparse puesto a que sé disponía a seguir su rumbo, pero Mary le invitaba a seguirles y el rubio no pudo rechazar la invitación y terminó por aceptar -Está bien, te sigo- Mostrando una sonrisa para luego seguirle el paso a Mary Shelley..


Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru) 822f89a0c54d32b8f7d96cb3812ab03af6b93527_hq

Soy apodado por muchos como "El Fuego que brilla por un nuevo mañana" o "El viento que sopla por un mejor futuro"  aquel que trae luz y calidez al corazón humano y al mismo tiempo soy el tornado de fuego que guiará a las almas consumidas por la maldad al purgatorio
Anheru
Anheru


Mensajes : 54

Volver arriba Ir abajo

Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru) Empty Re: Pasado|Social — ¿Cómo está tu corazón? (Priv. Anheru)

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.